Contents[Hide]

Lápices

El lápiz o lapicero es una herramienta indispensable para escribir y dibujar en la sociedad actual. A diferencia de bolígrafos  y plumas, los lápices no marcan mediante tinta u otro material líquido, sino que recurren generalmente al grafito o a pigmentos coloreados y están recubiertos de madera en lugar de plástico o metal. Existen muchos tipos de lápices  en el mercado, cada uno con una composición y finalidad específicas. En esta guía le proporcionaremos la información necesaria para que pueda realizar la elección adecuada.

El lápiz de grafito

Los lápices de grafito  son los más conocidos y utilizados en todo el mundo, empleándose tanto para escribir como para dibujar. Pueden encontrarse en lugares tan dispares como la escuela y los estudios de dibujo profesionales. Sin embargo, no todos los lápices son iguales. Existe una clasificación que determina su dureza y la intensidad del color negro. El lápiz estándar suele etiquetarse HB , que significa dureza e intensidad medias. Los lápices más duros sólo cuentan con la letra H y se acompañan de un número. Cuanto mayor sea éste, mayor será su dureza. Por el contrario, los más intensos (y blandos) se marcan únicamente con la letra B y un número. Al igual que en el caso anterior, cuanto mayor sea el número, mayor será la intensidad. También existe la clasificación americana, que asigna números en lugar de letras a los lápices. El estándar es el número 2, que en Europa equivale al HB. Números superiores indican un aumento de la dureza, mientras que los inferiores hacen referencia al incremento de la intensidad del color negro. Algunos lápices reflejan ambos sistemas separados por un espacio. No es extraño, por tanto, ver un lápiz marcado como "HB 2". Por lo general, el HB o 2 es el mejor lápiz para propósitos cotidianos, y suele ser el único aceptado en exámenes y tests institucionales.

Otros tipos de lápices

Lápices de colores 

Aunque pueden parecer similares a los de grafito por la madera que los recubre, en realidad se componen de pigmentos coloreados. Se emplean para dibujar y colorear, especialmente en la escuela.

Ceras 

También conocidas como lápices de crayón, se trata de barras hechas principalmente de cera. Son muy populares entre los niños para dibujar y colorear debido a que no manchan y no son tóxicas.

Carboncillos 

Los carboncillos son lápices de carbón de leña. Se usan casi exclusivamente para el dibujo profesional, ya que proporcionan negros más llenos que los lápices de grafito. Se venden en barras de carbón y también recubiertos de madera.

Lápices acuarelables 

Aunque a primera vista puedan parecer muy similares a los lápices de colores, su particularidad reside en que sus puntas pueden mojarse en agua para reproducir efectos similares a los de la acuarela.

El portaminas

El portaminas  es un lápiz mecánico que incorpora una mina de grafito protegida por una cápsula de plástico o metal. Su ventaja con respecto a los lápices es su mayor duración y el hecho de que no necesita ser afilado. A diferencia de las gomas que algunos lápices llevan incorporadas en su parte trasera, las del portaminas pueden reemplazarse del mismo modo que las minas. Su mayor problema reside en la fragilidad de estas últimas, ya que una presión inadecuada puede romperlas fácilmente.

Productos relacionados

Gomas de borrar 

Sacapuntas 

Libretas 

Bolígrafos 

Guías relacionadas